8 hábitos de un gran líder

0saves

Descubre Ahora Los 8 Hábitos y Cualidades Que Destacan A Un Gran Líder

8 habitos de un gran lider Es curioso cómo, aunque conozcas un grupo de gente súper experimentada que sabe con exactitud lo que hace y tienen conocimientos muy buenos, haya un líder que resalta sobre todos los demás. Esto lo puedes notar en el instante que actúan, piensan y forman las ideas para realizar una acción o tomar una decisión.

            Esta curiosidad ocurre por si sola; las personas adoptan a la persona que creen más capaz para realizar las labores de liderazgo, sin necesidad de que sea la más experimentada en ciertas tareas. Un líder es una persona con carisma, con ganas de trabajar con su equipo; es esa persona que mantiene unida al resto y los incentiva a seguir adelante en todas las tareas y retos que tienen por delante.

            Mucha gente nace con estas actitudes, pero la realidad es que se van formando cada vez mejor y se desarrollan a través de entrenamiento, experiencia y guía. Para ser un buen líder es necesario trabajar con diferentes personalidades y hacer que se acoplen al grupo de trabajo; descubrir como motivar e inspirar a los demás es parte de la clave.


 

Pero, ¿cuáles son los hábitos que hacen de un líder, un gran líder?

            Aunque no hay una fórmula mágica para hacer a un gran líder, una cosa que se ha notado es que tienen cualidades y hábitos en común; estos son unos cuantos:

  1. Un gran líder acepta la responsabilidad de las malas decisiones. Todos nos equivocamos, eso lo tenemos claro, pero la importancia radica en tomar responsabilidad de nuestros errores y aprender de ellos. Los más grandes líderes son los que aceptan la mala acción y dicen “Yo me equivoque” o “Tome la decisión que no era, volvamos a otro rumbo”, tomando el error como un reto a superar y al cual buscarle una solución rápida.
  2. Los grandes líderes tienen el hábito de escuchar y comunicarse. Es importante tener esto en mente si se quiere ser un buen líder, ya que no poseemos la verdad absoluta. Es importante recordar que tenemos un equipo de trabajo multitudinario por algo, y no es para mandarlos a hacer cualquier cosa que creamos convenientes. Explicar, comunicar y luego escuchar opiniones para tomar en cuenta es clave a la hora de liderar un grupo de personas; recordemos que no somos jefes, somos líderes.
  3. Muchas personas que tienen la posición de líder evitan mostrar que son vulnerables; esto es un error garrafal. Los grandes líderes llevan consigo un puñado de gente que lo apoya; no lo saben todo, pero trabajan con la gente que completa su conocimiento. Respetar el conocimiento y las habilidades de los otros son ambas cualidades de un líder envidiable.
  4. Para ser un gran líder, crea estándares y guías para que las personas de tu equipo de trabajo se sientan retados a superarlas para realizar una labor más autónoma. Es importante que hagas sentir que lo “tuyo” o lo “suyo”, es mas “lo nuestro”, creando un sentido de pertenencia que rompe con cualquier sentimiento negativo respecto al trabajo.

 

  1. Los líderes toman decisiones, eso es lo que marca la diferencia; las ideas pueden ser muy buenas, pero si no se implementan, no sirven. Los grandes líderes evalúan la situación y la idea para decidir inmediatamente lo que se va a hacer en el momento dado. Dicta un dicho que “malas decisiones son mejores que no tomar ninguna”; los errores, la mayoría de las veces, pueden ser corregidos.
  2. Uno de los hábitos más importantes, es poner el ejemplo. Siendo el líder de un grupo de personas, todos estarán al pendiente de lo que estás haciendo. Una vez conseguimos un ejemplo que encaja perfectamente en este escenario: Imagina que vas caminando por el pasillo de la oficina y ves un papel en el piso; aquí te transformas en 2 tipos de personas: a) Tomas el papel, lo tomas, caminas hasta la papelera y lo botas. b) Tomas el papel y te lo guardas hasta que llegues a un basurero y lo botas. En ambos escenarios recogiste la basura y eso está bien, pero en A dejaste un mensaje de responsabilidad, en B solo recogiste un poco de basura.
  3. El tiempo para descansar es tan importante como el tiempo para trabajar. Tomate tu tiempo completo entre trabajos y relájate. Debes descansar para poder tener la mente fresca y tomar las mejores decisiones al momento de una eventualidad; si estas cansando, no servirás de mucho.
  4. Un líder es positivo, pero un gran líder está orientado a la acción. Cada desafío es una tarea más que hay que terminar; no hay que actuar impulsivamente, solo tomar decisiones considerando todas y cada una de las variables que pueden verse envueltas en el juego. Esto deja un detalle de compromiso con la efectividad; esta bien equivocarse de vez en cuando, pero tampoco podemos usar eso como excusa a la mediocridad.

Para ser un gran líder es necesario tener mucho temple y decisión. No cualquier persona puede serlo, pero dadas las circunstancias, puede tocarle al menos esperado, ya que es algo que se da, no porque se quiere, sino porque se reúnen las cualidades que se necesitan en ese momento; eventualmente se irán desarrollando, pero hay que tener claro cuáles son y cómo llevarlas a cabo.

Recuerda que tú eres tu equipo, y para mantener un equipo único hay que involucrarlo en el trabajo, hay que motivarlo y llevarlo por el camino correcto. Esta es la esencia de un gran líder.

 

Si te pareció interesante este artículo compártelo con tus amigos…

Por tu éxito en los Negocios Online

¡MUY IMPORTANTE!

¿Deseas Ser Un Experto En Marketing Por Internet?

Su privacidad está a salvo!
0saves
Si te ha gustado este post, puedes dejar un comentario o subscribing to the RSS feed tener futuros artículos entregados a tu lector de feeds.

No comments yet... Be the first to leave a reply!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

*